Preparándonos para retomar las rutinas luego de vacaciones

Preparándonos para retomar las rutinas luego de vacaciones

Se van acabando las vacaciones escolares, los días en los que el horario estaba más flexible, los pequeños se levantan más tarde al igual que suelen acostarse también después del horario acostumbrado.

Y así, las mamás estamos pendientes de preparar todo lo concerniente al regreso a clase para los más grandes o el inicio del proceso escolar para los que van a maternal o preescolar.

Entre uniformes y útiles que tenemos que forrar e identificar, las madres sabemos que volveremos a la rutina, a levantarnos más temprano para alistar a los hijos, salir a llevarlos, el trabajo y el cuidado del hogar.

Este tiempo en el que tratamos de ir preparando a los hijos para reincorporarse a sus clases, también es excelente para adicionar nuevos hábitos para nosotras.

Compartiendo rutinas positivas con nuestros hijos

Dejar listo el uniforme de los niños la noche anterior, les ayuda a estar listos más rápido al día siguiente y ese aspecto podemos copiarlos nosotras para dejar acomodado nuestro outfit. Si bien hará que de pronto nos demoremos un poco en acostarnos, podremos estar más deshagodadas en las mañanas, para evitar abrir el closet y desesperarnos porque no sabemos qué ponernos.

Que los niños salgan de casa desayunados, también es un hábito muy importante porque necesitan unos requerimientos nutricionales especiales para poder activarse y aprender desde las primeras horas del día. Así como nos preocupamos por su salud, es importante que nosotras también desayunemos, porque esto además de cuidar nuestro peso, nos ayudará a mejorar nuestros niveles de azúcar y hormonas, permitiéndonos comenzar con buen pie la jornada.

Arreglar el bolso de la actividad complementaria de nuestros niños es otra tarea que nos ocupa varias veces a la semana, para que no olviden los implementos que utilizarán en la natación, las artes marciales, el ballet o la gimnasia. Siendo vital practicar un deporte para su desarrollo integral. Igual, nosotras necesitamos tiempo y espacio para realizar alguna actividad deportiva, para garantizar nuestro bienestar físico y mental.

Y así, hay muchos de las rutinas que podemos compartir con nuestros hijos. Para ello, les recomiendo hacer una lista de lo que sabemos podemos realizar al igual que ellos, además de incorporar nuevos hábitos positivos.

Lislet Núñez

@modaymama

 

Preocuparte por ti tiene un gran impacto en los que te rodean

Preocuparte por ti tiene un gran impacto en los que te rodean

Nos convertimos en mamás y las responsabilidades se reajustan, llega una nueva personita a nuestra vida que lo cambia todo. Especialmente cuando son pequeños, adaptamos nuestras actividades en función de satisfacer las necesidades de los hijos.

Temas sobre cuidados y crianza, rutinas escolares o sus actividades extracurriculares pueden afectar nuestro desarrollo profesional y personal, al punto de sentir que vamos quedando de últimas en la lista de prioridades. Y las políticas de conciliación laboral, lamentablemente no se aplican en todas las empresas en el entorno cercano.

Cuando nos percatamos de esto, en ocasiones podemos estar ya estresadas, cansadas físicamente, con la salud desmejorada y agotadas emocionalmente.

Ponernos de primeras en la lista no es un acto egoísta, es necesario y hacerlo sin culpas. No puedes dar lo que no tienes, si no te cuidas es difícil hacerlo por otros.

Sencillas acciones son un inicio y marcan la diferencia: apartar tiempo para nosotras, ir a nuestros controles médicos, hacer lo que nos gusta, preocuparnos por nuestra apariencia, comprar algo para nosotras, saber delegar y soltar entendiendo que la ayuda es sana, que no somos infalibles en todo…

Al tomar la decisión de procurarnos bienestar y hacerlo, la gente que está alrededor lo nota y agradece, mejora significativamente nuestra energía, estado de ánimo, ganas de hacer cosas nuevas y aumenta el optimismo.

Cada día es un desafío para tratar de equilibrar todos los roles, lo importante es recordar ponernos de primeras en la lista. Siempre es bueno ir incorporando cambios para incluirnos en los pendientes del día a día, al hacerlo de seguro todos notarán que te sientes mejor.

Lislet Núñez
@modaymama