Un cambio de look refresca incluso nuestros pensamientos….

Vernos diferentes nos motiva a fijarnos en los demás aspectos de nuestro estilo, mezclar nuevas prendas y colores.

Es posible incorporar cambios paulatinos o hacerlo drásticamente, para los del último tipo es genial si cuentas con la asesoría de una persona especialista en estilismo, especialmente si decides innovar con un corte de cabello o de coloración.

Lo importante es que esa acción de cambiar sea por nosotras mismas, porque nos llena y emociona, no tiene sentido hacerlo para complacer a otros. Podemos inspirarnos en otras personas sin tener que imitar al ciento por ciento su estilo o seguir una tendencia por el mero hecho que es lo que todas usan, sin considerar qué nos queda bien o se vincula con la esencia que tenemos y deseamos proyectar.

Se dice que hay ciertos cánones de belleza que indican que dependiendo de la edad va el largo de la melena. Si bien a medida que vamos envejeciendo se modifica la composición del cabello, como pasa con la piel y en general con todo nuestro cuerpo. Creo que depende de cada mujer elegir el estilo que desea mantener, porque vemos mujeres mayores con melenas que les lucen muy bien, es cuestión de personalidad.

No hace falta iniciar el año o cumplir años para atrevernos a cambiar de look. Recientemente cambie de corte y color de cabello, tenía poco más de 10 años sin llevar este estilo, aun así me encanta porque es versátil y en verdad, pienso que me hacía falta algo diferente. Tendemos a acostumbrarnos a lo seguro y conocido, salir de la zona de confort también se vale.

Espero estas líneas sirvan, para animarte si lo que quieres es cambiar.

 

Lislet Núñez.

modaymama@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *